¿Cómo defino el salario que debo pretender en una entrevista?

Uno de los grandes desafíos en la búsqueda de trabajo es determinar el salario a pretender para cambiar de empresa.

Esta es una decisión 100% personal. Pero… hay que conocer qué sucede en el mercado para saber cuánto se está pagando por una posición similar a la que buscamos. Si dejamos esto de lado, corremos el riesgo de plantear una pretensión mucho mayor a lo que se ofrece y las probabilidades de conseguir ese anhelado aumento, pueden bajar drásticamente.

Existen webs que informan salarios para diferentes posiciones que varían en cada país. En algunos países tienen información actualizada y muy buena pero otros lugares no.

Cómo el objetivo de este artículo no persigue ser crítico sobre lo que se informa en diferentes lugares, vamos a dejar de lado esa alternativa y nos enfocaremos en otras para que cada uno pueda buscar sus propias referencias:

Primero y principal!

Dejando de lado el tabú que existe muchas veces de preguntar sobre ingresos… una fuente de información muy relevante son los conocidos que tenemos en el rubro: ex compañeros de trabajo, de universidad, etc. Consultarles a ellos, es nuestro primer paso para armar nuestra pretensión. Por supuesto que, como a no todos les gusta compartir su salario, es importante aclarar el motivo por el que se le está consultando: estamos buscando trabajo y necesitamos su ayuda!

Otro lugar donde podemos averiguar salarios es precisamente en las entrevistas en las que participamos. Si bien uno tiene que llegar a la misma sabiendo cuánto va a pretender, luego de finalizada la reunión podemos consultarle a nuestro entrevistador. Ya que, en ese momento, tenemos enfrente nuestro a un especialista que conoce cuánto piden los candidatos y que se ofrece en el mercado. Es importante aclarar que la consulta va mas allá de la oferta propuesta en esa entrevista!

Una vez que estamos satisfechos con los diferentes datos que tenemos, sacamos un promedio y lo tomamos como referencia. Teniendo en cuenta cómo se definen los salarios en el mercado, recomendamos que la pretensión no supere el 20% de nuestro ejercicio ya que si lo hacemos, probablemente quedemos por encima de lo que se ofrece!